Mi dedo no tiene solución. Sí, creo que es la mejor manera con la que comenzar esta entrada. Pero os pongo en antecedentes, para que podáis entender todo lo que os cuento.

Hace casi un año, el día 7 de octubre tuve un accidente con la moto. Por suerte, no me rompí nada, a pesar de lo aparatoso que fue. Pero me hice polvo una de las muñecas.

Esa muñeca, ha sido mi tendón de Aquiles desde que era una adolescente. Me la lesioné jugando al baloncesto y desde aquel día pasé por numerosas lesiones y hasta por tres operaciones. Al final, tras mucha rehabilitación, con la última operación la mano quedó “cómo nueva”. No me daba guerra y me dejaba vivir con normalidad. Hasta el día 7 de octubre…

La caída fue tan fuerte que la muñeca me explotó por dentro. Sí, es cierto. No me rompí nada. Pero mi muñeca no estaba bien. Me dolía y la tenía inflamada y a partir de ese momento, comenzó a dolerme el dedo meñique y a engancharse el tendón cada vez que flexiono el dedo. Lo llaman “Dedo en gatillo”, y es un coñazo.

Ha pasado casi un año y el dedo va cada vez peor, ahora no solo es el meñique, también el anular. Los tengo como dormidos. Siento una especie de hormigueo cada vez que los muevo. Es cierto que no es demasiado doloroso, pero es muy incómodo. Los flexiono mal, los muevo mal y es una sensación muy rara.

El martes pasado volví a ir al médico, esta vez, a un especialista en muñecas. “No hay nada que hacer”, me dijo. El problema no lo tienes en el dedo, sino en la muñeca, y te desencadena ahí, porque el tendón pasa por ahí mismo. ¿Entonces? Le pregunté yo. Habría que hacer dos operaciones de muñeca complicadísimas y otra del dedo para arreglártelo. No te compensa, porque seguramente la muñeca te quede peor que ahora, aunque el dedo te quede bien.

Total… Que me quedo como estaba. El dedo mal. Igual con el paso del tiempo, vuelve todo a la normalidad, me dijo el doctor, pero no volverás a tenerlo como antes…

Y te quedas pensando… ¿Otra vez a empezar? Llevo todo el año de médicos, de sesiones de rehabilitación y no tiene solución…

Aunque, si miro hacia atrás y pienso fríamente la verdad es que he tenido tantísima suerte, que si solo me queda de secuelas esto, creo que soy muy afortunada. Sí, a pesar de los pesares. Muy afortunada. Porque tras el choque y la caída, lo único que me rompí fue el vaquero, así que, puedo al menos sonreír y seguir hacia delante.

Anuncios
comentarios
  1. sonietasmv dice:

    Disfruta de el lado positivo, como bien dices puedes vivir, sonreir y disfrutar de la vida….Qué es un meñique en una vida??? Todos tenemos alguna “tara” que o bien viene de “fábrica” o bien adquirida con el paso del tiempo, por enfermedades, accidentes, etc… Lo bonito de la vida es aprender a vivir con ellas, y no enfadarse por tenerlas, sino aceptarlas….Dejará de molestar, molestará cada vez menos y formará parte de tí y de tu universo personal 😉
    Un abrazo y a cuidarse 🙂

  2. entendemos dice:

    Hola guapa! Qué tal todo?
    Sí, sí tienes razón. Tuve demasiada suerte. Así que, con o sin esto, tengo que tirar para delante, no queda otra. Algún día, dejará de molestar, aunque a día de hoy… Es bastante molesto.
    Gracias por pasarte, un besazo!

  3. Luna Fenix dice:

    Hola chica valiente!!!

    Mira, lo más importante es que estás viva y no perdiste tu esencia, tienes un corazón enorme, con personas que te aman a tu alrededor y con un futuro maravilloso por delante; sé que lo vas a superar de eso estoy segura, ahora lo ves como algo complejo pero después te vas a reír y decir era más fácil de lo que pensaba, porque eres una luchadora “verdad que si”. Animo mujer, no todo esta perdido a veces la vida nos da estocadas, pero el chiste está en poderlas manejar y superar y tú lo vas a lograr.

    Recibe un gran abrazo con mucho cariño.

    Luna

    • entendemos dice:

      Muchísimas gracias por tus palabras, me ha encantado entrar en el blog y leer algo como esto.
      Sí, es un fastidio estar así con la mano y ahora, con dos dedos, pero estoy bien.
      La verdad que hay que tirar hacia delante, no queda otra. Y para eso tengo mucha fuerza!
      Gracias de nuevo por tus palabras y por pasarte por el blog!
      Un besazo!

  4. annefriesner dice:

    Lo siento por la parte que te toca. Sin embargo enhorabuena por tu actitud tan positiva. Ojalá más de uno viera las cosas como tu. Besos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s