Posts etiquetados ‘besar’

Te oigo. Incluso cuando el silencio invade el espacio. Te oigo.   En susurros, sobre mi oreja.  Con la voz entrecortada mientras el alma me besas.

Te oigo. Con la voz suave, terciopelo. Con la voz dulce, caramelo. Con la voz cálida, tiempo bueno. Con tu voz, que el mundo acalla.

Te beso.  Cómo se besa por primera vez. Sin miedo, pero con timidez. Sintiendo toda tu piel estremecer.

Te beso.  Sin pausa ni descanso. Con sed. Con ansia, con necesidad. Con ganas de esta sed, la tuya y la mía, saciar. Te beso, no lo olvides, cómo hay que besar.

Te pienso.  Cómo se piensan las pequeñas cosas. Cómo se piensan a solas, los claros de lunas. Cómo se piensa en las grandes historias. Cómo se piensan las pequeñas cosas.

Te pienso.  Con tus curvas de mujer, que siempre sueño con volver a recorrer. Con tu tenue redondez y el color aceituna de tu tez.

Te anhelo. Cómo a las grandes ilusiones. Cómo un actor sin funciones. Te anhelo porque te anhelo, porque sin ti, solo existe el miedo. Porque sin ti, no existe esto.

Te siento.  Cómo se siente una caricia. Cómo cuando te acaricia la brisa. Cómo cuando miras el reloj y te entra la prisa, así te siento, impaciente.

Te siento.  Porque estás en mi presente. Estás en mi piel y también en mi mente. Estás en todos mis recuerdos y en mis ensoñaciones. Estás en mí, en mi mundo latente, en cada frase que escribo impaciente.

Hace unos días falleció la madre de una amiga mía. No puedo imaginar el dolor que tienen que sentir y lo duro que les tiene que estar resultando, eso es imposible de imaginar. Pero me gustaría que tuviera presente que para cualquier cosa que necesite, independientemente del día de la semana y de la hora… Me tiene aquí, para charlar, para llorar o para reír.

Me hizo pensar en la brevedad del tiempo, de la vida…

La vida es breve, demasiado breve.

Generalmente no nos damos cuenta de la brevedad de la vida, hasta que ya no hay tiempo. La vida es eso que pasa mientras estás despierto, mientras estás contando el tiempo que falta para algo, mientras miras el vacío y no piensas en nada, mientras cierras un libro y coges el móvil, mientras te encierras en ti mismo y cruzas los brazos, mientras tus labios sellan lo que tu alma siente, mientras el sol brilla con fuerza en lo alto del cielo y tu bajas la persiana, mientras llueve y truena con fuerza y tu sientes miedo, mientras acaricias a tu mascota y le susurras tus debilidades, mientras comes y saboreas tu plato preferido, mientras duermes en tu cama y te sientes lleno de vida, de tiempo y de paz. Mientras te sientas enfrente del ordenador e intentas poner orden a tu vida, mientras ves una película y te identificas tantísimo con la historia y los protagonistas, que te emocionan, mientras escribes notas de amor que repartes por  toda la casa, sabiendo que el receptor de tus palabras las irá encontrando y se irá sorprendiendo. Mientras te preparas una taza de café bien caliente y bien cargado, a partes iguales y notas como ese líquido marrón consigue despertar desde tu instinto hasta a tu musa. Mientras  añoras el pasado viendo un álbum viejo de fotos, mientras cuentas historias emocionantes que viviste hace tantísimo tiempo que ya no sabes si de verdad sucedieron o tu misma te las inventaste, mientras troceas una cebolla y las lágrimas humedecen tu cara, mientras una canción te devuelve a un sitio y en un momento determinado y una sonrisa bien conocida por ti, te sonríe y te besa, las canciones tienen memoria, como tus manos, como tus labios, como el tiempo…

La vida es breve, la vida no tiene tiempo de vivir más, la vida es esto mismo, este momento, estas palabras, estas frases, tus ojos leyendo y recapacitando… La vida es el tiempo que vivimos, el tiempo que disfrutamos, el tiempo que fingimos y el tiempo que gozamos. Todo es vida, todo cuenta aunque no cuente lo mismo. Todo vale, aunque su valor sea distinto… La vida son muchas cosas, demasiadas cosas… No dejes de vivir, no dejes de hacer, no dejes de soñar, no dejes de reír o de llorar, no dejes de respirar al no ser que bucees en pleno mar, no dejes de hacerte preguntas, no dejes de caerte, de aprender y volver a avanzar, no dejes de creer en las personas, no dejes de ilusionarte por un día nuevo, por un lunes nuevo o por unas vacaciones nuevas, no dejes escapar un amanecer, no dejes de abrazarte al anochecer, no dejes nada por hacer, no dejes nada por decir, no dejes nada… ¡Déjalo todo!

 

Eres mi guante.

Publicado: 11 enero, 2014 en lesbianas
Etiquetas:, , , , , , ,

 

 

 

Tú eres mi respuesta sin pregunta y la pregunta a mi respuesta. Eres mi desvelo y mi sueño errante que me viene justo, como un guante. Tú eres mi arrojo y el cerrojo para mi llave. Eres estas líneas, mi pentagrama, mi domingo por la tarde en pijama, sin salir de casa, sin salir de la cama. Eres mi argumento, mi evidencia de que no miento. Eres más que mi amor,mi vida.

Así te quiero yo…

Publicado: 30 noviembre, 2013 en bollo, homosexual, lesbianas
Etiquetas:, , , , , ,

Te quiero sin peros ni porqués, sin excusas, sin miedo y olvidándome del después. Te quiero con todo y con nada, con mi ayer y mi mañana, siendo joven o siendo anciana. Te quiero de noche y de día, en la soledad y en la alegría, porque no se estar sin ti, vida mía. Te quiero así, porque no se querer de otra manera. Te quiero a gritos o a silencios, te quiero a mi manera, que es cómo el corazón quiere que te quiera.

Aprovechando que hoy es el día del orgullo, aprovechando que hoy es #28J, aprovechando que cada año más gente conoce este día, aprovechando que tengo la oportunidad de escribir, quería desearos un feliz día, un feliz orgullo y muy feliz visibilidad.

Algunos dicen que la gente que es como yo… no somos gente sana, que no estamos mentalmente bien, que estamos enfermos, que somos depravados, que “no tenemos derecho a tener derechos”, valga la redundancia… Y dicen esto y se quedan tan tranquilos, se encienden un puro y continúan con su vida, sin preocupaciones, sin miedo ni temor, sin aguantar insultos, vejaciones, humillaciones…

Muchos de nosotros hemos sufrido, nos han puesto trabas, nos han surgido miles de problemas por el camino y hemos llorado lágrimas de orgullo, lágrimas que escupían la realidad de esta sociedad… Así que sí, tenemos nuestro día, nuestro día del orgullo, nuestro PRIDE. No es que seamos especiales, ni mucho menos, el día del orgullo viene de lejos, aunque no tanto, y viene como la mayoría de las cosas importantes que tenemos, de una lucha, de una pugna, de hombres y mujeres valientes, luchadores, que no se cohibieron, que no tuvieron miedo y se enfrentaron a quien se le puso por delante… Por esa gente que se manifestó, que se enfrentó, que luchó, que fue golpeada, insultada, detenida y a saber qué más… Por esa gente estamos hoy donde estamos y podemos disfrutar de miles de cosas…
Cierto que esas cosas deberían de ser derechos inherentes a las personas, estamos de acuerdo, pero nunca lo fueron. Esos derechos que hoy en muchos sitios podemos disfrutar se consiguieron por el esfuerzo, el sudor y la sangre de muchas personas que no se rindieron, que sabían que el amor jamás puede considerarse algo malo, algo enfermizo, algo a que tratar a base de terapias que lo único que saneaban era las cuentas corrientes…

Un día en el programa de radio ( www.elandamio.org ) hablé sobre este tema, contando toda la historia de los disturbios de Stonewall, la historia de nuestra bandera, del arco iris… Es muy interesante saber de dónde vienen las cosas y por qué.

Así que, amigXs, disfrutar del día de hoy, disfrutar de esto 28 de junio que viene cargado siempre de millones de proyectos, planes, de luchas nuevas que debemos afrontar… Pero como siempre, unidos, dándonos apoyo, luchando unos junto a otros, somos fuertes, somos muchos y luchamos por una causa común.

Y sí, quizá esté enferma, porque me he dado cuenta de que me gustan mucho las mujeres, que me gusta mucho desnudar a mi chica, botón a botón, suspiro a suspiro… No hay sensación tan quimérica como desnudar a alguien a quien deseas… No hay enfermedad más palpable que observar mis ojos cuando la miro, cuando la siento, cuando recibo un mensaje de ella, cuando me dice ¡guapa!, cuando me llama con algún apelativo cariñoso, cuando me despierto sabiendo de ella… Así que sí, estoy enferma, pero me encanta esta enfermedad… Porque si hubiera más gente como yo, como tú, que lees esto, el mundo iría mejor, todo estaría mejor… No hay nada como acostarse sintiéndose querida y sabiendo que tu amor, tu cariño, tu fuerza, tu energía sirve para mucho, para muchas personas.

¡¡Feliz día amigos!! Y a los que estáis por Barcelona ¿Nos veremos?

El silencio duerme a mi lado, apoyado en la oscuridad que nos envuelve, arropado con las mismas sábanas que a mí me dan calor, y abrazado a ti, mi vida, mi musa, mi todo.

El silencio duerme, la oscuridad nos envuelve y tú y yo, una junto a la otra, durmiendo, compartiendo almohada, sueños y desvelos. Compartiendo una noche más, aunque ninguna es igual que la anterior, lo sabes y lo sé.

No sé por qué, pero me desvelo. No sé por qué pero mis manos ansían tocarte, mis manos van en tu búsqueda, surcando las sábanas, sin miedo, sin guía, a lo loco…

¿Dónde estás? Susurran… Pero tú duermes, no escuchas su necesidad de ti… Las dos, compartiendo almohada, las dos acostadas de lado, las dos…

Mis manos encuentran tu cadera… La curva divina de tu cadera, la curva que pone patas arriba todo mi sueño, toda mi tranquilidad, todo el silencio que dormía con pijama a cuadros sobre el cabecero de la cama… Esa curva que hace que me aproxime más a ti, a tu espalda, a tu oreja… Esa curva que hace que ya no esté soñando ¿O sí? Esa curva que me ha descolocado, que me ha transportado ¿O no? Que hace que haya perdido un poco el juicio, sin saber exactamente si voy o vengo, si estoy o desaparezco… Esa curva que me ha dejado claro lo que quiero y lo que necesito, y lo quiero y lo necesito ya… Te quiero a ti…

Y mis manos hablan ese lenguaje que tú entiendes a la perfección. Ese lenguaje que no hace falta escuchar, que no hace falta leer los labios… Ese lenguaje que es apto para dos. Ese lenguaje que no usa mayúsculas, ese lenguaje en el que la “H” deja de ser muda, deja de ser intercalada… Ese lenguaje en el que su único sonido es un pequeño gemido que se te escapa…

Esa curva que hace que te abrace de espaldas, que es lo único que debería llegar por atrás, abrazos a quemarropa, nada de puñales ni nada de eso, solo abrazos inesperados, abrazos sin camuflaje, abrazos desnudos de pretensiones, abrazos de abrazos, por abrazar, por demostrar, por sentir, por estar en ti…

Esa curva que le da alas a mi garganta, que a pesar de estar en el quinto sueño, sin aclararse, te susurra algo ininteligible, pero que tú, tu intuición femenina, tu sexto sentido… Entiende a la primera, sin repeticiones, sin ningún “¿Qué? “Corta rollos…

La madrugada ya no duerme, la madrugada la tengo en mi garganta, que te susurra. La madrugada la tengo yo en mis manos, que te recorren. La madrugada la tengo yo en estos labios, que te anhelan, que te buscan, que te encuentran… La madrugada la tengo yo, la madrugada soy yo, la madrugada somos nosotras, la madrugada es nuestra.

Tú, te giras, aun dormida, aun sin estar despierta… Pero sé que me sientes cerca, sé que te gusta, sé que comienzas a susurrar a la vez que intentas besarme…

Siento tu mano recorriendo mi cara, apartando un mechón de pelo que cae y que sé qué te hace cosquillas al besarme… Me lo apartas, me lo pones detrás de la oreja y me besas…

Siento… Siento tantas cosas… Te siento a ti, ¿Hay algo más grande que eso? ….

Eres la mejor fotografía de mi vida. Me da igual que sea en color, en sepia o en blanco y negro. Me da igual que se haya hecho usando filtros o sin ellos, al aire libre o en nuestra propia casa. Me da igual que se haya revelado o que sea en digital… Eres la mejor fotografía de mi vida.

Adoro las fotos, adoro hacerlas, adoro mi cámara y el mágico poder que tiene de guardar en una imagen un sinfín de emociones, de recuerdos, de sonidos, de expectativas e incluso de olores. Porque de una fotografía buena yo puedo recordar todo, todo lo que mis sentidos experimentaban en el momento de “Disparar”. Y así eres tú…

Eres la mejor fotografía de mi pasado, sin lugar a dudas. ¿Sabes por qué? Porque con solo mirarte recuerdo todo lo que has aportado a mi vida, recuerdo y soy consciente de lo mucho que me has ayudado, de lo mucho que me has apoyado y del papel principal que has tenido para que esté ( y por descontado, estemos) en el sitio que estoy ahora.

Porque con solo mirarte recuerdo nuestro pasado, nuestro trayecto con todas nuestras paradas, con nuestros altos en el camino para tomar aire… Con solo mirarte veo que lo estoy haciendo bien, porque te veo feliz. Con solo mirarte veo que lo estás haciendo bien, porque no quiero otra cosa, no quiero volver a mirar a nadie como te miro a ti.

Porque sentarme a tu lado, sacar cualquier tema de conversación, cualquier viaje, cualquier cena, cualquier día que hemos vivido… Es como estar en casa de mi madre viendo un álbum de fotos y que me cuente toda la historia, la historia siempre comienza días antes de que se hiciera la foto… Las madres son así… Pues contigo me pasa lo mismo, recuerdos, recuerdo, recordamos… Guardo un sinfín de datos, de conversaciones, de miradas, muchísimas miradas, de gestos que solo tú y yo conocemos… Lo guardo todo, como en una foto en blanco y negro que lo único que el tiempo hace con ella… Es oscurecerle los bordes, porque la imagen sigue tan nítida, como el mismo día que se hizo. Tú eres eso, mi nitidez, mi foto, en blanco y negro, en color… Pero tú, conmigo, nosotras…

Eres la mejor fotografía de mi presente, sin lugar a dudas o ¿acaso lo dudabas? Es tenerte a mi lado, sentir tu olor cerca de mí y saber que así deben de ser las cosas, que no quiero cambiar nada…

Eres como una fotografía que guarda mil secretos, secretos de quién la hizo, cuándo, dónde, por qué… porque todo en esta vida tiene siempre un por qué, y tú eres el mío, pues tu eres para mí la guardián de todos mis secretos. Ya lo sabes mi amor, no me gusta demasiado hablar de mí, de mis sentimientos, de lo que me da miedo… Pero esos sentimientos existen, claro que existen… Siento un sinfín de cosas a lo largo del día… Algunas las escribo y otras las escondo tras una mirada, tras un abrazo robado por la espalda, tras un beso en la frente acompañado de un te quiero… Pero otras veces hablo contigo … Lo sé, es lo que debería de hacer, lo se… Pero me cuesta tanto hablar de MÍ, de lo que se me mueve por dentro, de lo que pienso o dejo de pensar… No se porque soy así, porque soy tan reservada… Pero eres la única persona con la que si tengo que hablar… hablo de cualquier tema, ya lo sabes. Eres la guardián de mis secretos, la guardián de este corazón que no hace más que esconderse, la guardián de estas manos que siempre quieren robarte una caricia, un roce… La guardián de estos labios a los que tu enseñaste a besar, a querer besar, a añorar un beso o exprimirlo al máximo… A estos labios que se pueden dormir apoyados sobre los tuyos… A estos labios que no se moverán si no es para darte los buenos días… A estos labios que no conocen mejor castigo que la humedad de tu lengua… A estos labios que sin ti… No tendrían vida, no tendrían nada que hacer, no serían más que unos labios… cualesquiera, sin rumbo, sin identidad, sin oficio ni beneficio…beso1

 

Eres la guardián de mis ojos, de mi mirada… Eres la guardián de todo lo que miro, eres la protagonista de la única película que quiero ver, la única película de mi vida, que sea en bucle, que comience ya y que continúe… que no pare, que no haya anuncios, ni publicidad, ni pausas estúpidas para poder respirar… No quiero respirar si no es contigo, si no es mirándote a los ojos, si no es llevándote de la mano, si no puedo besarte antes de dormir y por supuesto al despertar… No quiero respirar si no es para compartir el aire contigo.

Eres la fotografía de mi presente, sin lugar a dudas. Te miro y digo ¡Esto quiero! Sabes que es verdad… Tienes todo lo que siempre he querido tener en mi vida, todo. Eres todo lo que necesito en mi vida, eres la mejor compañía para este viaje… No quiero buscar más, no quiero encontrar a nadie más, porque nadie, será como tú y causará el mismo efecto que tu causas en mí, por lo tanto… ¿Para qué?

Sabes lo que adoro la fotografía, lo que adoro congelar momentos o hacer que esos momentos vivan para siempre, darles la eternidad, aunque sea en mi memoria, pero eternidad. Porque si algo vive eternamente para mí, es porque es importante, por lo que lo transmitiré a todo el mundo, se lo contaré a la gente, lo compartiré…

Sabes lo que siento al hacer las fotos, sabes lo que siento desde el mismo momento que saco la cámara de la funda, me la cuelgo al cuello y ya oigo al disparador funcionar… Es emoción… Es ansia… Es sonreír al paisaje, sonreír al sonido, es sonreír mientras escondo la mirada tras la cámara… Es lo que tú me haces sentir…

foto

Eres la mejor fotografía, porque ¿qué es la fotografía? Congelar ese instante para poder hacerlo eterno… Eterno en mi memoria y en mi retina. La fotografía es arte, puro y duro, arte de transmitir, de conmover, de crear sensaciones y de poder emocionar y transportar a la gente… Eso eres tú para mí, todo eso. Porque para mí eres la mejor fotografía… La que tiene la mejor perspectiva, la que tiene la luz perfecta para enfocar, la que tiene un encuadre mágico… La que tiene todas esas características que me hacen a mí única, solo por tenerte a mi lado, en mi vida.

Gracias por hacerme única, gracias por estar en mi vida.